Kárakatúa

Síguenos en

Siguenos en Facebook Siguenos en Twitter

El profesor nos cuenta

Ir al Profesor nos cuenta

Formación de los primeros núcleos cristianos.

DATOS DE INTERÉS

TEMAS RELACIONADOS

-Don Pelayo

-Favila

-Alfonso I

-Fruela I

-Aurelio

-Silo

-Mauregato

-Bermudo I

-Alfonso II

-Ramiro I

-Ordoño I

-Alfonso III

PARA SABER MÁS

Un poco de historia

Reino de Asturias

Constituido por los Astures que en época del Imperio tenían su centro y capital en Astorga y que en la etapa islámica se traslada a los picos de Europa y al valle del Sella.

El reino Astur, hasta el año 914, fecha en la que la sede regia, es decir, donde se elegía al rey, se traslada a León, por lo que se constituiría el Reino de León.

 

El primer gran acontecimiento de este reino tuvo lugar en el año 722, con la batalla de Covadonga, batalla harto exagerada por las crónicas de la época y posteriores, y sin embargo solo fue una pequeña razia (campaña de saqueo) contra la zona de retaguardia musulmana.

 

Este reino toma un cariz muy importante en la Península Ibérica con el reinado de Alfonso I (Casado con Ermensinda, hija de Don Pelayo), y éste al ser Cántabro, se anexiona al Reino Astur-Leones.

Alfonso I en el siglo VIII aprovechando los problemas de Al-Andalus lleva a cabo algunas campañas militares en Galicia y en la zona norte de la meseta. En estas campañas pretendía crear un desierto demográfico entre la cordillera cantábrica y el Duero, con fines estratégicos, para dificultar la llegada de los musulmanes al norte por el abastecimiento del ejército.

 

El proceso de expansión del Reino Astur-Leonés fue llevado a cabo por los propios reyes (Alfonso II, Ordoño I, Ramiro III y Alfonso III). Esta expansión va del siglo IX a mediados del siglo X.

La expansión se detiene por varios motivos, uno de ellos es la crisis que estalla por las disputas del trono tras la muerte de Ramiro II y otra es la aparición de Almanzor, por el cual los núcleos cristianos del sur del Duero huyen al norte.

 

 

Los Condados Pirenaicos

 

La creación de estos núcleos es diferente a la creación del Reino de Asturias. La principal diferencia se centra en dos aspectos:

     - Los musulmanes, para proteger el valle del Ebro crean una línea de fortificaciones (Tudela-Huesca-Lérida-Tolosa), ya que era una zona muy fértil. Al norte de esta línea crearon diversas guarniciones militares estratégicas.

     - La segunda diferencia se centra en que en esta zona se dejo notar la presencia de los monarcas del Reino Franco. Carlomagno quería formar un territorio fronterizo desde los Pirineos al valle del Ebro para proteger su reino de la amenaza musulmana. Esta frontera se conoce con el nombre de “Marca Hispánica”. Por ello intenta conquistar la ciudad de Zaragoza en el año 778, pero no solo no lo consigue, sino que su ejército fue destruido en los pirineos, cuando se batía en retirada, por el pueblo Vascón, en la batalla de Roncesvalles. En esta batalla uno de los comandantes de la tropa franca, Rolando, fue asesinado, dando lugar a uno de los primero poemas épicos de la Edad Media, “La Chanson de Roland”. Además de esta idea de Carlomagno de establecer esta frontera, la presencia Franca se dejaba notar ya que los reyes astures también les pedían ayuda contra los musulmanes.

Por la petición de ayuda de los reyes astures, los francos, poco a poco, se van estableciendo en el territorio, creando condados. A la cabeza de estos condados, van a poner a un conde, de origen franco. Lo que ocurre es que normalmente estos condes de origen franco no van a pisar jamás sus condados, llevando su gobernación desde sus ciudades, lo que provocará que se empiecen a nombrar condes locales.

 

 

Reino de Navarra/ Pamplona.

Antigua fortaleza Romana, en tiempo visigodo va a caer en manos de los vascones, y en el año 718, en manos de los musulmanes. Aunque esta dominación musulmana no va a durar mucho ya que los francos van a intentar convertirla en un condado.

A finales del siglo VIII, según algunas fuentes, existen dos familias, de origen Vascón, que van a luchar por el poder de la zona, los Velasco (partidarios de los Francos para luchar contra los musulmanes) y los Arista (partidarios de los musulmanes para luchar contra los Francos). Esta lucha se prolongará hasta el siglo IX cuando un miembro de la familia Arista se hace con el poder autoproclamándose Rey de la zona. Esto ocurre en el año 800 y se Considerará a Íñigo Arista el primer monarca del Reino de Navarra/Pamplona.  

Este Título indica el carácter independiente respecto del Reino Franco y de los musulmanes. Pero sí buscan apoyo en una familia muladí (cristianos convertidos al Islam) del valle del Ebro, los Banu Qasi, familia que tendrá gran importancia en este reino de Navarra.

En el año 905, el rey, Fortún Garcés, es capturado por los musulmanes y los nobles de la zona proclaman rey a un miembro de la familia Jimena: Sancho Garcés I. 

Durante el reinado de Sancho Garcés I desaparece la relación con la familia de los Banu Qasi y comienza un período de expansión por la zona de la Rioja.

 

En el año 925 Sancho Garcés muere y accede al trono su hijo, García Sánchez I, que todavía era un niño, asumiendo la regencia la Reina Toda. 

Al no poder dirigir los ejércitos, por ser mujer, establecerá numerosas alianzas matrimoniales que hacen que el Reino de Navarra sea en este momento uno de los más importantes de la Península.

 

 

Los Condados Centrales.

 

Las fuentes que nos llegan sobre la creación de los condados pirenaicos centrales son bastante tardías, del siglo XII. Los monarcas carolingios tuvieron presencia en estos territorios donde formaron una serie de condados de los que han destacado 3: Ribagorza, Sobrarbe y Aragón. Los dos primeros dependían del conde de Tolosa y el condado de Aragón, el más importante, se situaba entre los valles de los ríos Hecho y Canfranc.

El nombre de este futuro reino viene dado por el río Aragón. Los dos primeros condados son de origen Franco, pero ya en el siglo X surge un conde local, Aznar Galíndez, que va a ocupar la ciudad de Jaca (antigua ciudad romana, casi desaparecida) y que la va a convertir en el centro más importante del condado. A partir de este conde, la sucesión va a ser hereditaria.

Los sucesores van a ir expandiendo el condado por el río Gállego, e intentan desvincularse del Reino Franco, de los musulmanes y del creciente Reino de Navarra/Pamplona.

 

El Reino de Aragón se unirá al de Navarra/Pamplona en el año 935 debido al matrimonio de García Sánchez (hijo de Sancho Garcés I) y Andregoto Galindez (Condesa de Aragón). Aunque unidos, cada uno de los dos reinos mantendrá sus formas de organización. Los territorios que se irán anexionando pasarán a pertenecer al Reino de Aragón.

 

 

Los Condados Orientales. 

 

En la formación de estos condados fue mucho más evidente la ayuda del Reino de Carlomagno contra los musulmanes. Los carolingios constituyeron hasta 7 condados diferentes: Gerona, Cerdeña, Urger, Barcelona, Pallars, Ampurias y Rosellón.

 

A partir del siglo IX encontramos los primeros condes locales, siendo en el año 870 Wifredo el Belloso, Conde de Urgel y conquistador de la zona de los ríos Llobregat y Tardomer, el más importante de ellos. Debido a esta conquista, los carolingios le ceden la gobernación de todos los condados menos el de Pallars y le conceden el título de marqués (término que deriva de la “Marca Hispánica").

 

Wifredo aprovecha con el documento conocido como “la Capitular de Quierzy” (877) para establecer que el carácter electivo era hereditario. Tras la muerte de Wifredo estos condados pasaran a sus descendientes. Los condados más importantes serán el de Barcelona, Gerona y el de Osona. Destacando el de Barcelona sobre los otros dos, y el que mantendrá a todos los demás condados unidos.H

Historialia